top of page
  • Foto del escritorColumna 7

¿ES POSIBLE GANARLE AL CAICEDISMO?

Por: Ariel Quiroga Vides. Abogado.



Hace mucho tiempo veía como una empresa absurda pretender bajar al caicedismo del poder distrital, me parecía que esa idea resultaba una pérdida de dinero, tiempo y saliva, pues la opinión pública resultaba favorable a ese movimiento unipersonal, y cuando la opinión pública apoya en su mayoría, es porque los gobiernos tienen legitimidad.


Sin embargo, hoy no es así, veo con esperanzas que, en las calles, pasillos, bares, tertulias, parques y supermercados, los que en otrora defendían a capa y espada al proceso naranja, hoy confiesan con desaliento que se equivocaron (soy uno de ellos) pues resultaron más de lo mismo y peor que los “de antes”, como ellos decían.


Los samarios nativos y adoptivos estamos en un momento histórico, y es aprovechar esta oportunidad para oxigenar el poder distrital, pero hacerlo colocando en la balanza lo que más le conviene a la ciudad, sin sesgos políticos ni con odios viscerales.


De los candidatos a alcaldía de Santa Marta, solo hablaré de cuatro nombres, pues al resto no los conozco mucho, y de algún@ tengo opiniones negativas muy personales que no es justo ventilarlas acá, pues no sería un juicio objetivo.


Tengo las siguientes opiniones:


1. El Cura Ordoñez. Es un señor con historia e intentos políticos fallidos, pero exitosos, pues en su momento se enfrentó con las maquinarias de la época y los hizo tambalear. Hoy veinte años después vuelve, y está jugando un papel protagónico, toda vez que ha sabido capitalizar su carisma de sacerdote cálido y adaptable. Tal vez esto no le guste, no lo sé, pero parece un hijo de Loyola, un seguidor de Francisco.


2. Carlos Pinedo. Es un jugador de primer orden, ha sabido mantenerse vigente incluso en las últimas administraciones. De él, he recogido buenas opiniones como persona, pues me han contado cercanos a él, que “el tipo cumple sus compromisos y no ha dejado de ser sencillo”, cosa muy distinta a quienes ahora ostentan el poder. Lo atacan por su apellido, por ser “de los de antes”, sin embargo, ya sabemos que ese discurso es necio y manipulador. Quisiera ver a Carlos Caicedo atacando a Petro por haberse aliado con gran parte de la Derecha para ganar.


3. Edgar Santos. Es un señor en toda la extensión, un empresario que sabe como salir del fondo y colocarse en la cima de los negocios a punta de astucia y lealtad. Por ahí le vi unas vallas en el Rodadero, que, aunque no hace directa su intención de aspirar, no es factible descartarlo como alguien para tener en cuenta, pues también tiene historia, sabe de política y hay algo complejo, no siempre los que empiezan primero llegan al final, recordemos a Rodolfo Hernández.


4. Patricia Caicedo. Es la mejor candidata para derrotar, la más fácil de identificar con el nepotismo, con el despotismo y la farsa discursiva caicedista. Aunque he conocido que tiene un carácter que la hace una mujer fuerte y de ambiciones personales, no es menos cierto que ella encarna la figura de su hermano, es como el logo de Centro Democrático, pero para Fuerza Ciudadana. Ojalá se resuelva lo de su posible inhabilidad y ella sea la candidata de Caicedo.


Por ahora no tengo una decisión tomada, pero lo que si tengo claro es que en algún momento de la carrera deberán imperar los acuerdos programáticos y la grandeza política, para que la mayoría de los candidatos declinen de sus aspiraciones y se unan al que tenga mayor vocación de lograr el verdadero cambio que necesitamos.


Otra cosa, espero que quien sea elegido no sea tan corto de miras, y se gane de enemigo al gobierno nacional, pues quien esté en la casa de Nariño debe ser un aliado para el desarrollo del territorio.

48 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo

1 Comment


Ferht Galvis
Ferht Galvis
Jun 20, 2023

La verdad, siento una profunda desilusión por lo que pasa en mi Santa Marta bella en el panorama político, pues siento que los posibles candidatos van a ser más de lo mismo y lo digo de esa manera pues ninguno de los candidatos me parece bueno, como joven no siento ninguna clase de representación por parte de alguno de ellos, pues están desgastados(y me refiero a todos los que nombraste en la columna) Santa Marta tiene el potencial de ser mejor pero a punta de escándalos, corrupción y esas disputas que ya están trilladas donde antes de las campañas unos les sacan los trapitos sucios a los otros, en fin la solución es que personas jóvenes con ética, profesionalismo e…


Like
bottom of page